ECOS DESDE AUSTRALIA.

Hoy muchos sostienen que a Dios se le debe “dejar en el banquillo”, y que la religión y la fe, aunque convenientes para los individuos, han de ser excluidas de la vida pública, o consideradas sólo para obtener limitados objetivos pragmáticos. Esta visión secularizada intenta explicar la vida humana y plasmar la sociedad con pocas o ninguna referencia al Creador. Se presenta como una fuerza neutral, imparcial y respetuosa de cada uno. En realidad, como toda ideología, el laicismo impone una visión global. Si Dios es irrelevante en la vida pública, la sociedad podrá plasmarse según una perspectiva carente de Dios, y el debate y la política sobre el bien común se harán más a la luz de las consecuencias, que de los principios enraizados en la verdad”.Benedicto XVI.

Esto sí que es meter el dedo en la llaga y desde las antípodas, porque aquí, en España, lo único que nos importa son las consecuencias, y en función de ellas actuamos y no digamos a nuestros políticos . ¿Qué consecuencias los mueven?; Pues que puedan perder algunos votos y con ello perder las próximas elecciones; Eso es lo único que mueve a nuestra sociedad y a nuestros políticos, como ha demostrado con creces el gobierno socialista durante la pasada legislatura aprobando leyes injustas y parciales a cambio de un puñado de votos de cualquier minoría nacionalista, sexual o ideológica y que el Partido Popular por boca de su presidente dejo claro que va a adoptar en esta legislatura; Porque el nuevo PP es según Mariano Rajoy: “un partido que agradece todas las ideas que nos ayuden a cumplir nuestros objetivos.Unos objetivos, repito, que no hemos heredado, que no figuran en ningún catecismo doctrinario. Unos objetivos que nos dictan cada día los deseos y necesidades de los españoles”.

Y es que ellos se van a mover según la opinión de la sociedad española y no por principios, ni valores, ni verdades, solo por los deseos y necesidades de la mayoría, sean estas buenas, malas o desastrosas para España y los españoles.

Ahora yo también entiendo porque 500.000 jóvenes son capaces de darle la vuelta al mundo para escuchar a Benedicto XVI: Porque se podrá ser católico o no, pero en lo que no hay duda es que es un profeta y que dice la verdad a una sociedad actual harta de tanto embaucador y para muestra el último botón:
Nuestro mundo está cansado de la codicia, de la explotación y de la división, del tedio de falsos ídolos y respuestas parciales, y de la pesadumbre de falsas promesas. Nuestro corazón y nuestra mente anhelan una visión de la vida donde reine el amor, donde se compartan los dones, donde se construya la unidad, donde la libertad tenga su propio significado en la verdad, y donde la identidad se encuentre en una comunión respetuosa”.

Consuelo Hernández Peñalver.

Anuncios

Acerca de Andrés Marín de Pedro

POR UNA SOCIEDAD RAZONABLE.No existe nada inmoral que contribuya al bien común, en ese sentido el cristianismo tiene mucho que aportar.
Esta entrada fue publicada en educacion, gobierno, iglesia, libertad, orientaciones morales, psoe y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s